El estudiante que Alejandra envió "a Puerto Montt"
Mauricio Jorquera Encina
Lucía Sepúlveda







Mauricio Edmundo Jorquera Encina tenía 19 años de edad, y estudiaba Sociología en la Universidad de Chile. Era militante del MIR, y fue detenido el 5 de agosto de 1974 cuando lo reconoció en la calle la "Flaca Alejandra", Marcia Merino, una colaboradora de la DINA. En el recinto de torturas de José Domingo Cañas, Mauricio comentó a otro preso que había sido condenado a "20 años de prisión en Puerto Montt". Hoy, por declaraciones de un agente arrepentido, se sabe que eso significaba la ejecución y entierro en un lugar desconocido. El nombre de Mauricio fue incluido un año después por la dictadura en un montaje publicitario que buscaba encubrir la desaparición de 119 chilenos. Pero ese mismo año, 1975, en Naciones Unidas, Sergio Diez dijo que Mauricio Jorquera era uno de los presuntos desaparecidos "sin existencia legal".

Pocas horas antes de la detención del estudiante, su madre, María de la Luz Encina lo había divisado en una calle céntrica de Santiago, y seguramente se sintió aliviada de verlo libre, porque tres días antes, a la medianoche, su hogar había sido allanado por agentes de la DINA que buscaban a su hijo, a quien nombraron como "Chico Héctor". Mauricio, uno de los cinco hijos del matrimonio, no se encontraba en la casa. Patricio, su hermano, esperaba verlo en la calle a las 5 de la tarde del 5 de agosto, pero Mauricio no llegó. La familia recibió el 6 de agosto una llamada telefónica anónima avisándole que su hijo había sido detenido en la calle el día anterior, por agentes de civil.

Entonces sus padres iniciaron su búsqueda por todos los recintos de detención, sin resultado alguno, a lo que posteriormente sumaron denuncias del hecho ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA, la División de Derechos Humanos de las Naciones Unidas y la Comisión Internacional de Juristas.

La respuesta oficial
Aunque la maniobra de inteligencia montada por la DINA en el exterior para encubrir las desapariciones quedó rápidamente desvirtuada por la inexistencia de pruebas, la dictadura aún recurría a esa versión en diciembre de 1976. Cuando la familia de Mauricio solicitó una audiencia al Ministerio del Interior ello fue denegado aduciendo que no había antecedentes de arresto ni de resolución alguna que pueda afectar a Mauricio Jorquera, y agregando: "Cúmpleme expresarle que la persona investigada aparece mencionada con el Nº30 de un total de 119 personas supuestamente abatidas en enfrentamientos guerrilleros con fuerzas regulares, en su mayor parte en la República Argentina, o en riñas o disensiones entre ellos mismos, según la publicación aparecida en el semanario "LEA", año I Nº 1 del 15 de julio de 1975 de Buenos Aires, Brandsen Nº 1845".

La revista mencionadas en la carta fue creada especialmente para la ocasión, y sólo tuvo una edición, en tanto que el gobierno argentino negó la versión allí publicada.

Sadismo policial
La familia del joven desaparecido recibió, en febrero de 1977, la "visita" de dos individuos de civil que dijeron ser funcionarios del Ministerio del Interior que solicitaron a sus padres firmar una declaración que señalaba "Yo, Mauricio Edmundo Jorquera Encina declaro que estoy en perfectas condiciones y que no he sido maltratado...". Posteriormente, el 30 de julio de 1977, la madre del afectado, fue citada a Investigaciones donde relató nuevamente los hechos a una funcionaria que le manifestó que, por orden del Presidente de la República (se refería al General Pinochet) debía investigar la situación de su hijo.


Testigos
Al reabrirse el proceso por presunta desgracia quedó acreditado el paso de Mauricio Jorquera por los centros de reclusión y tortura de Londres 38, José Domingo Cañas y Cuatro Alamos. Amanda de Negri, sobreviviente, detenida dos meses después que Mauricio, declaró que al ser llevada al recinto de José Domingo Cañas, el agente Osvaldo Romo la conminó a hablar ya que de lo contrario, "seguiría igual suerte que Mauricio Jorquera".

Ella atestiguó ante el 1er. Juzgado del Crimen, declarando que el estudiante desaparecido estuvo refugiado en su casa desde unos diez días antes de su detención, permaneciendo allí hasta el día de su arresto; y salió de la casa sabiendo que la vivienda de sus padres había sido allanada el día anterior. Compareció también ante el Tribunal, Patricio Jorquera, quien confirmó que había alojado con su hermano Mauricio en casa de Amanda de Negri la noche del 4 al 5 de agosto de 1974. Se encontraron a mediodía del 5 en la calle y quedaron de encontrarse en el mismo lugar a las 17:00 horas,. pero Mauricio no llegó.

Otra sobreviviente, María Teresa Adriana Urrutia Asenjo declaró haber visto al joven estudiante de sociología en calle Londres 38, en muy malas condiciones físicas. Escuchó su nombre de un guardia que lo conminó a hablar, de este modo sería enviado al hospital, de lo contrario moriría. El joven le dijo a la testigo que se sentía mal y que tenía mucha sed. El ex preso Ramón Barceló Olave también declaró que vio a Mauricio en Londres 38, de vuelta de un interrogatorio, muy decaído.

Otro sobreviviente, León Gómez Araneda declaró que mientras permaneció detenido en Londres 38, Mauricio le comentó que Marcia Alejandra Merino, conocida como la "Flaca Alejandra", detenida y obligada a colaborar con la DINA, lo había identificado en la calle cuando iba con varios agentes. A las dos horas de llegar, el joven fue conducido a su primer interrogatorio. León Gómez señala además que, entre el 18 y el 20 de agosto, ambos fueron llevados al recinto de "Cuatro Alamos" junto con otros detenidos, quedando en distintas celdas. A los tres días, Gómez fue conducido al recinto de calle José Domingo Cañas; llegando pocos días después Mauricio, quien continuó siendo interrogado.

Posteriormente, Gómez fue trasladado a un Regimiento en San Fernando, mientras Mauricio Jorquera permaneció allí. Estando aún juntos, Mauricio le dijo que lo habían condenado a 20 años de prisión en Puerto Montt. La clave para entender esta información proviene de la confesión del ex agente de la DINA, Samuel Fuenzalida Devia, relativa al destino de los detenidos desaparecidos.

      

Si sabes algo más sobre él o los compañeros cuya historia leíste, compártelo con nosotros enviándonos un e-mail para que así todos podamos conocerlo. Si sabes algo sobre cualquier otro compañero desaparecido o asesinado por la dictadura, compártelo también con nosotros, eso ayudará a que jamás los olvidemos.



COMISION MEMORIA HISTORICA
_____________________

SITIO WEB
"MEMORIA VIVA"
_________________________

NUESTROS QUINIENTOS
CUARENTA Y SIETE
_________________________

CONOZCA NUESTRA
SIGUIENTE HISTORIA
_______________________

Este es un sitio creado por __ULTIMOS TRANVIAS © 1999 - © 2000 - © 2001 --ESCRIBANOS--